portada abigail

LA NIÑA QUE CONMOVIÓ AL PAÍS

La palabra de la madre de Abigail tras su fallecimiento: "No sufrió ese momento"

La palabra de la madre de Abigail tras su fallecimiento: "No sufrió ese momento"
Carmen relató cómo fueron los últimos momentos de su hija, quien sufría de un cáncer óseo.

Abigail conmovió a todo el país el año pasado, cuando su padre tuvo que cargarla en brazos para ingresar a Santiago del Estero porque los protocolos sanitarios no le permitían entrar con el auto a la provincia. La niña tenía un cáncer óseo y tenía que ser atendida en esa localidad de manera urgente, así que su papá optó por llevarla el mismo. 

Finalmente, tras varios años de lucha contra la enfermedad, Abigail murió en la tarde de ayer a los doce años. Horas más tarde Carmen, su madre, habló con La Nación para contar cómo fueron los últimos momentos de su hija, que había sido trasladada desde el hospital hasta su casa para pasar allí lo que le quedaba de vida. 

"Abi nos pidió dar una vuelta en auto porque estaba lindo, fresquito, nublado y fuimos a pasear por la ciudad, por la costanera, yo la tenía y ella sacaba la cabeza por la ventana y le daba el viento. Sonreía, cerraba los ojos y el viento le hacía el pelito para atrás. Cuando la vi así sentí algo raro en el pecho, una mezcla de alegría, tristeza, y ella me miró y me agarró bien fuerte la mano", contó Carmen. 

Al regresar a su casa, la niña se recostó, bromeó un poco con la enfermera que la atendía a diario y se durmió. Pocos minutos antes de las 20 sufrió un paro cardiorrespiratorio mientras dormía y falleció. "Abi se murió en paz, durmiendo, no sufrió ese momento", explicó su mamá. 

A mediados de diciembre los médicos le permitieron a Abigail regresar a su casa, donde montaron una sala de terapia intensiva para que pudiera recibir los cuidados necesarios. Su estado era tan grave que para los profesionales era difícil que pudiese pasar las fiestas con su familia, pero la niña sobrevivió y logró disfrutar de una última Navidad con sus padres. 

La niña que se ganó el cariño de todos los argentinos está siendo velada en su casa de Termas de Rio Hondo desde ayer a la noche. El velorio se extendió más de lo esperado por la cantidad de gente que se acercó a despedirla y para que pudiese llegar a tiempo su hermana que estaba en Mar del Plata.

La palabra de la madre de Abigail tras su fallecimiento: "No sufrió ese momento"